PROPIEDADES AMBIENTALES DE LA TECNOLOGIA GREEN-HOUSE

PROPIEDADES AMBIENTALES DE LA TECNOLOGIA GREEN-HOUSE

La construcción semi-subterranea o cobijada por tierra se basa en tres principios fundamentales: ahorro de energía, recuperación de energía y obtención de energía del entorno, aprovechando, entre otras cosas, la masa térmica de la tierra. “Masa Térmica” es un concepto diferente al de la “Resistencia a la Transferencia de Calor”. El factor “R” es solo la resistencia de la transferencia de calor. El factor R típico de la tierra es de 0.25 por pulgada, o 1 por centímetro; Sin embargo, el carácter térmico de la masa de la tierra es bastante diferente al de los materiales diseñados y utilizados principalmente para la resistencia a la transferencia de calor (R) como espuma de poliuretano o poliestireno. Al cambiar de la tierra a un material aislante menos masivo, se debe comprender el rendimiento diseñado con respecto a la capacidad térmica (Factor K) de la masa del edificio y/o del suelo. Una pared masiva de suelo o techo puede almacenar energía de calor para compensar las variaciones de temperatura del día; el aislamiento ligero no funciona de esta manera. El valor térmico de 40 centímetros de tierra supera ampliamente su factor R de 4.0. El uso de la tierra como una “batería” de almacenamiento de calor hace posible reducir la demanda de tales edificios en energía para calefacción y refrigeración, además de ayudar a conservar el microclima local.

PARA VER EL DOCUMENTO COMPLETO HAGA CLICK AQUI: http://www.colfibrex.com/GREEN-HOUSE.pdf