En Córdoba reclaman la construcción del puente sobre río Santo Domingo

En Córdoba reclaman la construcción del puente sobre río Santo Domingo


Al pasar por las guaduas corren el riesgo de caer y ser arrastrados por la corriente.
Los habitantes de la vereda La Soledad en Córdoba llevan más de un año reclamando la construcción de un puente sobre el río Santo Domingo, ya que día a día corren peligro al caminar por un paso hecho en guadua y temen a que suceda una tragedia.

“Es un gran riesgo que tarde o temprano puede cobrar una vida humana, ya que para ir desde nuestros predios al casco urbano o viceversa, debemos pasar sobre la corriente de agua y no hay un puente cimentado”, denunciaron.

De igual forma, Pedro Humberto Suárez, habitante y líder de la zona recordó que antes había una pasarela que aunque solo era peatonal y para motos estaba bien construida, pero en la fuerte temporada de lluvias del año 2011 el caudal del río creció demasiado y la derribó por completo.

Agregó que el caso de inmediato fue conocido por la administración municipal y departamental pero no se presentaron rápidas soluciones, por lo que los residentes del sector rural se vieron obligados a construir con sus propios medios un puente improvisado.

“Debido a la necesidad, ya que la otra ruta para llegar a Córdoba es muy larga, decidimos hacer un paso de guadua pero esta no es la solución ideal”, agregó.

Reconoció además que el remedio puede ser peor que la enfermedad. “Las personas a pie pueden pasar por ahí, pero tarde o temprano puede ocurrir alguna tragedia, pues las guaduas no son lo suficientemente firmes y además los ciudadanos deben prenderse bien de una vara de bambú y no es muy seguro, pues muchas veces cuando van con alguna bolsa u otro elemento solo se pueden sujetar con una mano”.

Pero aún más preocupante es que los niños del sector estudian en la escuela rural Villa Sorpresa situada también al otro lado del afluente hídrico, por lo que día tras día pasan por lo menos dos veces por este sitio para atender sus clases.

“Los pequeños son los más vulnerables a que puedan sufrir un accidente al pasar por el ‘puente’, ya que son más inquietos y no miden el riesgo de las cosas y a veces por llamar la atención de sus compañeros intentan pasar sin prenderse o juegan allí”, reclamó la comunidad afectada.

Aunque en la vereda La Soledad hay 25 parcelas en las cuales viven familias con tres y seis integrantes, Suárez aseguró que no solo los residentes en este sector se beneficiarían con una buena obra en el lugar.

“Hay mucha gente que vive en otros sectores como son Alto del Oso y la vereda Travesías entre otros, quienes si tuvieran la opción de movilizarse fácilmente por este lugar seguro lo harían, pues es un recorrido más corto y sería una gran ayuda no solo para movilizarse, sino también para llevar algunos de nuestros productos al mercado que son nuestra economía”.

Reconoció que hace algunos días tuvo una charla con la gobernadora del Quindío Sandra Paola Hurtado Palacio y la mandataria le informó que pronto se estarán iniciando las obras de construcción del puente.

Asimismo, desde el ente gubernamental manifestaron que ya se han adelantado algunos estudios e inclusive ya tiene un presupuesto para la obra, pero no es tan simple iniciar un proyecto ya que además deben adelantar todos los trámites legales para que no hayan irregularidades en la ejecución de los proyectos.

“Por el momento vamos a seguir esperando a que de verdad nos arreglen el paso”, concluyó Pedro Humberto Suárez.

Deja un comentario